En Baby Llacer desde hace mas de 50 años nos dedicamos a la fabricación de canastilla y confeccion infantil, siempre cuidando la calidad de los tejidos y poniendo especial interés en los detalles y la terminación de las prendas, para ello combinamos tejidos de alta calidad con un acabado artesanal.

Ofrecemos una amplia posibilidad de combinaciones para adaptarnos a los gustos y necesidades de nuestros clientes. El esfuerzo y la dedicación que ponemos en nuestro trabajo, se ve reflejado en nuestro producto final, ya que nuestro objetivo, es el confort y la comodidad del bebé. Recibir un nuevo miembro en la familia, es sin duda, una de las cosas que se esperan con mas ilusión y alegría.

– Todos nuestros productos están fabricados en España –